¿Estás a dieta? Tips para no “pecar”

Los snacks son parte fundamental de un régimen saludable. Comer alimentos entre las comidas principales no solo te ayudará a controlar el apetito y no sufrir los tan dañinos bocadillos, sino que igualmente te dan más energía y te permiten mantener el metabolismo activo a un ritmo saludable.

Es significativo enfatizar que, si bien son muy importantes en la alimentación diaria, los snacks no sustituyen una comida. “Los snacks o colaciones son pequeñas combinaciones de alimentos que se consumen entre comidas. Si estás en un programa de control de peso ayuda a tener tu metabolismo funcionando adecuadamente”, expuso la nutricionista y dietista Carolyn Landrau.

Principios básicos

Al elegir los snacks no olvides que deben ser bajas en grasa, en azúcar y en sodio y altas en el contenido de fibra, exhortó la nutricionista.

Para que tengas claro qué alimentos son un buen snack, busca aquellos que tengan menos de tres gramos de grasa, cinco gramos o menos de azúcar, 140 miligramos o menos de sal y que tengan más de tres gramos de fibra por porción indicada en la etiqueta.

Con respecto a las calorías que debe poseer cada snack, éstas se calculan tomando en cuenta el sexo, la edad y el peso actual de la persona además de la meta que tenga, en caso de que busque bajar de peso. A eso se une la actividad física que se efectúa a diario y cuántas calorías tengan las comidas principales.

Landrau sugiere hacer tres snacks al día, cada una debe ser cerca de tres horas después de cada comida principal. Por eso, si sabes que vas a estar fuera de la casa por muchas horas, lleva tu lonchera con los alimentos necesarios.

ed59d3edf4603b1f4202453ab821522e56102981_r900_480_2

Lee: Seis snacks ricos en hierro, ideales para veganos

¿Qué comer?

Las opciones de snack son muchas y básicamente pueden hallar en cinco grupos de alimentos, que según Landrau son los farináceos y cereales, las frutas, los vegetales, los lácteos y las carnes.

Entre los farináceos puedes seleccionar entre cereal, pan integral, barrita de cereal y galletas de soda. Las frutas y los vegetales deben ser frescos. El grupo de los lácteos te admite escoger entre la leche y los yogurts bajos en grasa o sin grasa. Mientras que entre las carnes o proteínas puedes escoger entre jamón o queso bajos en grasa y nueces.

Puedes optar por ingerir un solo grupo o combinar algunos. Por ejemplo, Landrau sugiere comer un yogurt bajo en grasa con almendras; una fruta fresca con queso cottage bajo en grasa; una rebanada de pan integral con queso, jamón o mantequilla de maní; una fruta fresca con leche en una batida; o un cereal con leche.

“Si estás en un régimen alimentario es muy significativo tomar en cuenta la cantidad a consumir. Una nutricionista puede ayudarte a establecer las porciones o cantidades a consumir en un snack, además de la frecuencia con que debes realizarla”, comentó Landrau, quien agregó que además de los snacks es importante mantenerse hidratada al beber al menos la mitad de tu peso en onzas de agua al día.

También puedes consultar: Los incentivos económicos no siempre funcionan para perder peso

Fuente: laopinion

Comparte este artículo:

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Continua leyendo

Artículos relacionados