Pasajeros que viajen en cruceros serán rastreados para evitar contagios por covid-19

Los adelantos tecnológicos contra el covid-19 han llegado a los cruceros y es que al momento de abordar estos barcos, cada pasajero recibe un dispositivo electrónico conocido como MICE Pod.

El artefacto, que deberá ser llevado todo el tiempo en el barco por el turista, es utilizado para garantizar que se cumpla el distanciamiento físico con otras personas y facilitar el rastreo de contactos.

La medida fue tomada para evitar la propagación del covid-19, que inicialmente ha estado acompañado de otro requisito indispensable para acceder al crucero: todos los pasajeros tienen que presentar un test negativo de coronavirus

Sin embargo, algunos cruceros no se fían de las pruebas presentadas por los pasajeros y  han instalado laboratorios para realizar más testeos a bordo del barco. Con ese modelo, se han realizado unos 30 viajes por los que pasaron más de 4.000 pasajeros, sin que se reportaran casos positivos de covid-19, todo esto a inicios de la pandemia durante el primer trimestre del 2020.

Otros cruceros como el World Dream Cruiser, que parte desde  Singapur y recorre el sudeste asiático, exige a sus pasajeros presentarse con antelación en el puerto para realizarse un test rápido de covid-19 (cuyo resultado está listo en una hora) y pasar por el chequeo de temperatura y de su equipaje y completar un formulario sanitario.

El turista debe esperar en la terminal hasta recibir el resultado de su test. Solo podrá ascender si el resultado es negativo, ya que si es positivo, se le prohibirá el ascenso a la persona y sus acompañantes.

Por su parte, la compañía italiana MSC, una de las más importantes en el mundo de los cruceros, había retomado algunos de sus viajes por el Mar Mediterráneo en agosto con sus cruceros MSC Magnifica y MSC Grandiosa. En ambos casos, todos los pasajeros debieron testearse antes de abordar los barcos (la tripulación pasó por tres test), tomarse la temperatura, utilizar mascarillas en los espacios públicos y mantener el distanciamiento en todo momento.

El protocolo también incluyó «burbujas» durante las excursiones y monitoreo constante de la salud de todas las personas a bordo.

Ya para el pasado mes de noviembre, la empresa adelantó que su próximo barco más moderno, el MSC Seashore, contará a partir de 2021 con el sistema Safe Air (Aire Seguro), una novedosa tecnología diseñada para asegurar la calidad y pureza del aire para pasajeros y tripulantes.

Con Información de www.mundo.sputniknews.com

Comparte este artículo:

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Continua leyendo

Artículos relacionados