Estudio:Un intervalo muy breve entre embarazos podría causar osteoporosis

Las mujeres que quedan embarazadas con un intervalo menor a un año están expuestas a un incremento de riesgo de sufrir osteoporosis con los años respecto a aquellas que esperan un poco más entre sus bebés.

Los autores de un nuevo estudio compararon la historia clínica reproductiva de 239 mujeres postmenopáusicas con osteoporosis y de 298 mujeres sin ese trastorno. Los embarazos con menos de 12 meses de discrepancia cuadruplicaron el riesgo de desarrollar ese debilitamiento óseo.

La doctora Gulcin Sahin Esroy, investigadora de la Facultad de Medicina de Yale, expresó que «Estudios previos habían demostrado que el embarazo, entre otras variables obstétricas, como la lactancia o la edad del primer embarazo, influye en la aparición de la osteoporosis en la postmenopausia».

«Como sugiere nuestro estudio, las mujeres deberían esperar dos años entre los embarazos», añadió Sahin.

Las mujeres llegan a la menopausia cuando dejan de menstruar, entre los 45 y 55 años. A medida que los ovarios van disminuyendo la generación de estrógeno y progesterona, el cuerpo deja de generar tejido óseo y las mujeres logran desarrollar osteoporosis.

El equipo de Sahin Esroy examinó el tejido óseo de las participantes y descubrió que no sólo el intervalo entre los embarazos fortalecía aquel riesgo, sino además el primer embarazo antes de los 27 años.

Los autores no detectaron desigualdades en el nivel de riesgo de las mujeres que esperan entre dos y tres años para volver a quedar embarazadas o las que lo hacen más de cinco años.

En Maturitas, el equipo publica que las imprecisiones en las respuestas de las participantes sobre el intervalo exacto entre los embarazos lograrían sesgar los resultados. El equipo no analizó otros factores que lograrían influir en el riesgo de padecer osteoporosis, como la alimentación, el ejercicio o los anticonceptivos.

El doctor James Liu, de Case Western Reserve University, Ohio, e integrante de la comisión directiva de la Sociedad Norteamericana de Menopausia, expuso que las mujeres transfieren calcio óseo a sus bebés durante el embarazo y lo recuperan en los intervalos entre las gestaciones cuando dejan de amamantar.

Un año no sería suficiente para que ese proceso suceda, lo que dejaría en desventaja a las mujeres, según añadió Lui, que no participó del estudio.

Por su parte la doctora Nanette Santoro, jefa de obstetricia y ginecología de la Facultad de Medicina de University of Colorado, Denver expresó que «El embarazo y la lactancia interrumpirían la capacidad del organismo femenino de reforzar la masa ósea o la disminuiría»,

«Es una muy buena idea esperar más de un año entre los embarazos», dijo Santoro, ex integrante de la comisión directiva de la Sociedad Estadounidense de Medicina Reproductiva. «Hay menos complicaciones gestacionales cuando las mujeres esperan por lo menos dos años para volver a quedar embarazadas, como está recomendado.»

Fuente: noticias.yahoo

Comparte este artículo:

Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Continua leyendo

Artículos relacionados